Priorizar, Un Paradigma de la Efectividad

Publicado por lunes, 7 de mayo de 2012
Establecer prioridades adecuadamente es fundamental para poder alcanzar nuestros objetivos en la vida y lograr ciertos niveles de satisfacción con ello.

Es común que diariamente nos enfrentemos a múltiples decisiones acerca de lo que es más importante y de cuánto tiempo debemos dedicarle a cada área en la vida. Sin embargo, si el paradigma con el que priorizamos es el incorrecto, nuestros resultados probablemente también lo sean.

Recién hacía la siguiente pregunta en las redes sociales sobre la forma de establecer ciertas prioridades en la vida.

¿Cual sería tu orden de prioridades de estas 4?
- Tu trabajo
- Tu familia
- Tus estudios
- Tu negocio

Las respuestas no se hicieron esperar y estas son algunas de ellas.


Así pues, me permito compartir contigo un nuevo paradigma que aprendí hace más de 10 años, gracias al libro "Los 7 Hábitos de la Gente Altamente Efectiva" del Sr. Stephen Covey y que considero transformo significativamente mi forma de establecer prioridades.

Lo Que Hemos Aprendido (Paradigma Viejo)
En algún momento de nuestra vida aprendimos, porque así lo hacían nuestros padres, maestros o porque así lo hace todo el mundo.

Aprendimos que cada cosa debe tener una prioridad determinada. Así que elegimos (inconscientemente) seguir el mismo patrón o paradigma.

Así que cuando tenemos que ordenar nuestras prioridades, tenemos que decidir o "elegir" entre las diferentes áreas de nuestra vida, si damos mayor importancia a una u otra. Si dedicamos más tiempo a la familia, o al trabajo, o a los estudios o a cualquier otras cosa que consideremos importante, incluyendo a Dios o a la religión como muchos lo dejan ver en sus respuestas. Y eso no esta mal desde ningún punto de vista.

El problema es que al hacerlo de este modo, pareciera que siempre quedamos mal con alguien o que nuestros recursos como el tiempo, dinero, esfuerzo y dedicación están en desequilibrio.

De ahí que tenemos como resultado:

  • muchos empresarios exitosos pero con matrimonios disueltos
  • muchos profesionales que se gradúan con honores pero sus hijos están en rebeldía
  • empleados con reconocimientos por desempeño laboral a costa de su salud
  • madres sacrificadas que jamás se realizan
  • personas que aman a Dios y sirven en sus congregaciones pero tiene serios problemas financieros

Y en general personas que hacen mucho pero logran poco en sus vidas. Personas con gran sentido de frustración y desánimo que terminan sus días deseando haber pasado más tiempo con sus familias o haber logrado sus metas y sueños.

¿Te suena familiar?

Lo que Necesitamos Aprender (Un Nuevo Paradigma)
Cambiar de paradigma nos habla de establecer nuevas formas de pensamiento. Requieren mucha voluntad, conformar un nuevo hábito y para ello un gran deseo de hacerlo.

Este nuevo paradigma de la efectividad que el Sr. Stepehn Covey denomina también El paradigma del liderazgo personal, dice que nosotros somos personas, individuales que tenemos distintos roles en la vida y que por tanto, la satisfacción y la realización son producto de poder vivir con éxito cada uno de esos roles.

Establece además que:
No es un rol más importante que el otro sino que todos son de gran importancia y merecen diferentes medidas de tiempo y recursos para poder suplirlos adecuadamente.

Así pues,

  • ¿de que sirve lograr tus metas profesionales si pierdes la salud?
  • ¿de que sirve ser un empresario exitoso si tu familia es un desastre?
  • ¿de que sirve servir a tu iglesia si no llegas a ningún lado en la vida?
  • ¿de que sirve trabajar 12 horas diarias, si pierdes el respeto de tus hijos?

Por tanto, cada rol es de gran importancia y cambiar tu mentalidad al paradigma de la efectividad tiene que ver con establecer prioridades de otra manera.

Si has comprendido la esencia de este concepto, desearás saber cómo se hace.  Así que en la segunda parte de este artículo te contaré en detalle acerca de la técnica para establecer prioridades basadas en el paradigma de la efectividad.    No te lo pierdas.

Mientras tanto, responde en un comentario:

  • ¿cuánto tiempo dedicas semanalmente a cuidar tu salud?

Más artículos para lograr una actitud mental positiva:

1 comentarios :

  1. El "Viejo Paradigma" es lo que la sociedad y entorno nos heredan. Tenemos que ser consistentes para romper el molde y equilibrarnos. Buen Artículo bro




    http://somosmasquefutbol.blogspot.com/

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario. Deja tu nombre y ciudad y con gusto responderé lo antes posible (por razones de tiempo no respondemos a correos electrónicos).

Actitud 3.0, Actitud Mental Positiva Para el Éxito Copyright © 2011 -- Template created by O Pregador -- Powered by Blogger